Saltar al contenido principal
LibreTexts Español

28.5: Adquirir habilidades cognitivas

  • Page ID
    94403
  • \( \newcommand{\vecs}[1]{\overset { \scriptstyle \rightharpoonup} {\mathbf{#1}} } \)

    \( \newcommand{\vecd}[1]{\overset{-\!-\!\rightharpoonup}{\vphantom{a}\smash {#1}}} \)

    \( \newcommand{\id}{\mathrm{id}}\) \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\)

    ( \newcommand{\kernel}{\mathrm{null}\,}\) \( \newcommand{\range}{\mathrm{range}\,}\)

    \( \newcommand{\RealPart}{\mathrm{Re}}\) \( \newcommand{\ImaginaryPart}{\mathrm{Im}}\)

    \( \newcommand{\Argument}{\mathrm{Arg}}\) \( \newcommand{\norm}[1]{\| #1 \|}\)

    \( \newcommand{\inner}[2]{\langle #1, #2 \rangle}\)

    \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\)

    \( \newcommand{\id}{\mathrm{id}}\)

    \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\)

    \( \newcommand{\kernel}{\mathrm{null}\,}\)

    \( \newcommand{\range}{\mathrm{range}\,}\)

    \( \newcommand{\RealPart}{\mathrm{Re}}\)

    \( \newcommand{\ImaginaryPart}{\mathrm{Im}}\)

    \( \newcommand{\Argument}{\mathrm{Arg}}\)

    \( \newcommand{\norm}[1]{\| #1 \|}\)

    \( \newcommand{\inner}[2]{\langle #1, #2 \rangle}\)

    \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\) \( \newcommand{\AA}{\unicode[.8,0]{x212B}}\)

    \( \newcommand{\vectorA}[1]{\vec{#1}}      % arrow\)

    \( \newcommand{\vectorAt}[1]{\vec{\text{#1}}}      % arrow\)

    \( \newcommand{\vectorB}[1]{\overset { \scriptstyle \rightharpoonup} {\mathbf{#1}} } \)

    \( \newcommand{\vectorC}[1]{\textbf{#1}} \)

    \( \newcommand{\vectorD}[1]{\overrightarrow{#1}} \)

    \( \newcommand{\vectorDt}[1]{\overrightarrow{\text{#1}}} \)

    \( \newcommand{\vectE}[1]{\overset{-\!-\!\rightharpoonup}{\vphantom{a}\smash{\mathbf {#1}}}} \)

    \( \newcommand{\vecs}[1]{\overset { \scriptstyle \rightharpoonup} {\mathbf{#1}} } \)

    \( \newcommand{\vecd}[1]{\overset{-\!-\!\rightharpoonup}{\vphantom{a}\smash {#1}}} \)

    El paso más importante hacia un mejor razonamiento es aprender a reconocer espontáneamente situaciones en las que se debe aplicar una herramienta o habilidad cognitiva. Simplemente aprender a rellenar un espacio en blanco diciendo si una oración es una condición necesaria o suficiente para un segundo no será de mucha ayuda cuando se necesita pensar en condiciones necesarias y suficientes en el mundo real. Las situaciones (fuera de los libros de texto) no vienen marcadas con etiquetas que digan que implican condiciones necesarias o suficientes, por lo que necesitas poder reconocerlas por tu cuenta. Puntos similares se mantienen para la mayoría de los otros conceptos y herramientas que hemos aprendido, incluyendo las estrategias muy generales de considerar alternativas o preguntar si hay datos invisibles.

    Nos encontramos con este tema general al principio del libro cuando discutimos el conocimiento inerte (8.7). Psicólogos y educadores también hablan de transferencia de aprendizaje — ser capaces de transferir los conceptos y principios que aprendes en un entorno (como el aula) para usarlos en otros entornos (en el trabajo, o en el trato con tu familia).

    ¿Cómo podemos enseñar y aprender a aplicar herramientas cognitivas en la vida fuera del aula? Estas son preguntas empíricas, y aún estamos descubriendo las respuestas. Los maestros experimentados saben mucho sobre tales cosas, pero no son inmunes a los sesgos y errores discutidos en capítulos anteriores. Afortunadamente, además de la experiencia de primera mano, ahora ha habido una buena cantidad de investigación sobre la transferencia de habilidades cognitivas, y gran parte de ella apunta a dos conclusiones:

    • Enseñar herramientas y habilidades de razonamiento requiere la enseñanza para la transferencia.
    • Aprender herramientas y habilidades de razonamiento requiere aprendizaje para la transferencia.

    Docencia para Transferencia

    ¿Cómo enseñamos para el traslado? Primero, es importante que los estudiantes comprendan por qué los principios y reglas funcionan de la manera que lo hacen, en lugar de simplemente aprender a aplicarlos a ejemplos simples por memoria. Segundo, los estudiantes necesitan mucha práctica aplicando los conceptos y principios para el razonamiento crítico en una amplia gama de situaciones, a una amplia gama de materias. Si quieres poder aplicar una habilidad (como notar la relevancia de las tarifas base) en una amplia gama de circunstancias, necesitas practicarla es una amplia gama de circunstancias. Si quieres poder aplicar una habilidad (como detectar anclas sesgadas) en situaciones nuevas y novedosas (como un nuevo trabajo), necesitas practicarla en situaciones nuevas y novedosas.

    Es especialmente importante que los estudiantes apliquen las habilidades que están adquiriendo en situaciones que importan en su propia vida. Pero es poco probable que vean de inmediato la relevancia de algunos principios (por ejemplo, regresión a la media) a tales situaciones (por ejemplo, aquellas que involucran elecciones de un mayor o trabajo) sin ayuda. También es probablemente más fácil obtener un dominio duradero de las herramientas cognitivas si el trabajo del curso (por ejemplo, ejercicios de capítulos, exámenes) es acumulativo. Es obvio que la mayoría de los ejercicios al final de una sección sobre condiciones necesarias y suficientes involucran estos conceptos, por lo que el alumno está preparado para utilizarlos. Pero las situaciones de la vida real rara vez vienen etiquetadas para cebarnos de esta manera.

    También parece que una variedad de herramientas de instrucción son útiles: conferencias, proyectos individuales, discusión grupal, proyectos grupales, proyectos de computadora, ensamblar algunos problemas seleccionados al azar de capítulos anteriores cada cierto tiempo, y carteras calificadas de situaciones reales que el estudiante encuentra que involucran el cosas aprendidas en clase.

    Hábitos

    Gran parte de lo que hacemos, lo hacemos por costumbre, casi automáticamente, sin pensarlo mucho. El buen razonamiento suele ser el resultado de buenos hábitos cognitivos (por ejemplo, un hábito de buscar evidencia relevante antes de sacar una conclusión). El mal razonamiento suele ser el resultado de los malos (por ejemplo, el hábito de sacar conclusiones sin considerar la evidencia).

    Esto significa que cambiar la forma en que razonamos a menudo requiere cambiar los hábitos, muchos de los cuales están profundamente arraigados, y el aprendizaje para la transferencia requiere suficiente práctica para que nuevos y mejores hábitos puedan comenzar a echar raíces. Al principio esto requiere un esfuerzo consciente, pero con una mayor práctica al menos algunas habilidades de razonamiento pueden volverse más automáticas, y de segunda naturaleza. Esto requiere esfuerzo, y requiere una motivación real para sostenerlo cuando hay cosas más atractivas que hacer.

    Si bien hay mucha investigación para apoyar estos puntos, el punto básico también es una cuestión de sentido común. Nadie supone que puedas aprender a convertirte en un buen cocinero con solo leer libros de cocina, sin poner un pie en la cocina, o que podrías aprender a tocar la guitarra simplemente leyendo manuales. Estas son habilidades, y como todas las habilidades solo se pueden aprender mediante la práctica. Mucho de eso. El razonamiento crítico no es diferente en este sentido, pero como afecta a todos los aspectos de nuestra vida, es más importante.


    This page titled 28.5: Adquirir habilidades cognitivas is shared under a CC BY-NC 4.0 license and was authored, remixed, and/or curated by Jason Southworth & Chris Swoyer via source content that was edited to the style and standards of the LibreTexts platform; a detailed edit history is available upon request.