Saltar al contenido principal
LibreTexts Español

14: Gobierno

  • Page ID
    140852
  • \( \newcommand{\vecs}[1]{\overset { \scriptstyle \rightharpoonup} {\mathbf{#1}} } \) \( \newcommand{\vecd}[1]{\overset{-\!-\!\rightharpoonup}{\vphantom{a}\smash {#1}}} \)\(\newcommand{\id}{\mathrm{id}}\) \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\) \( \newcommand{\kernel}{\mathrm{null}\,}\) \( \newcommand{\range}{\mathrm{range}\,}\) \( \newcommand{\RealPart}{\mathrm{Re}}\) \( \newcommand{\ImaginaryPart}{\mathrm{Im}}\) \( \newcommand{\Argument}{\mathrm{Arg}}\) \( \newcommand{\norm}[1]{\| #1 \|}\) \( \newcommand{\inner}[2]{\langle #1, #2 \rangle}\) \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\) \(\newcommand{\id}{\mathrm{id}}\) \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\) \( \newcommand{\kernel}{\mathrm{null}\,}\) \( \newcommand{\range}{\mathrm{range}\,}\) \( \newcommand{\RealPart}{\mathrm{Re}}\) \( \newcommand{\ImaginaryPart}{\mathrm{Im}}\) \( \newcommand{\Argument}{\mathrm{Arg}}\) \( \newcommand{\norm}[1]{\| #1 \|}\) \( \newcommand{\inner}[2]{\langle #1, #2 \rangle}\) \( \newcommand{\Span}{\mathrm{span}}\)\(\newcommand{\AA}{\unicode[.8,0]{x212B}}\)

    Capítulo 14: Gobierno

    En este capítulo exploraremos:

    14.1

    La falla del mercado y el papel del gobierno

    14.2

    Federalismo fiscal en Canadá

    14.3

    Relaciones y poderes federal-provinciales

    14.4

    Redistribución a individuos

    14.5

    Actividad regulatoria y política de competencia

    Los gobiernos tienen un profundo impacto en las economías. Las economías de Escandinavia son muy distintas a las de Norteamérica. Corea del Norte y Corea del Sur son día y noche, a pesar de que eran idénticas hace varias décadas. Canadá y Argentina fueron muy similares en las primeras décadas del siglo XX. Ambos tenían abundante espacio, recursos naturales y migrantes. Hoy Canadá es una de las economías más prósperas del mundo, mientras que Argentina lucha como economía de ingresos medios.

    Los gobiernos no son periféricos al mercado. Pueden facilitar u obstaculizar la operación de los mercados. Pueden ignorar la pobreza o implementar políticas para apoyar a los de bajos ingresos y a los incapacitados. Los gobiernos pueden tratar a la economía como sus feudos, como ha sido el caso durante décadas en muchas economías subdesarrolladas. Al asumir el papel de señores de la guerra, los gobernadores locales inhiben el desarrollo económico, porque los frutos de la inversión y el trabajo están sujetos a captura por parte de la élite del poder gobernante.

    En Canadá damos por sentada la existencia de un gobierno generalmente benigno que sirve a la economía, en lugar de uno que espera que la economía le sirva. La separación de poderes, la existencia de una constitución, los derechos de propiedad, una fuerza policial y una prensa libre son todos ingredientes cruciales en la mezcla que fermenta el desarrollo económico y una sociedad sana.

    El análisis de gobierno es digno no sólo de un curso completo, sino de un programa completo de estudio. En consecuencia, nuestro objetivo en este capítulo debe ser limitado. Comenzamos describiendo las diversas formas en que los mercados pueden ser inadecuados y qué puede hacer el gobierno para remediar estas deficiencias. A continuación describimos el tamaño y alcance del gobierno en Canadá, y definimos las fuentes de ingresos gubernamentales. Por el lado del gasto, enfatizamos los roles redistributivos y de transferencia que desempeñan los gobiernos canadienses. Los ingresos fiscales, particularmente a nivel federal, van predominantemente a las transferencias y no a la provisión de bienes y servicios. Finalmente examinamos cómo los gobiernos buscan controlar, limitar e influir en general en el mercado: ¿Cómo fomentan los gobiernos la operación de los mercados en Canadá? ¿Cómo intentan limitar los monopolios y los cárteles? ¿Cómo intentan incentivar la entrada de nuevos productores y, en general, promover una estructura de mercado que propicie la competencia, el crecimiento económico y el bienestar del consumidor?

    14.1 Fracaso del mercado

    Los mercados son buenas instituciones cuando se dan todas las condiciones para su eficiente funcionamiento. En el Capítulo 5 exploramos el significado de la asignación eficiente de recursos, desarrollando los conceptos de excedentes de consumidores y productores. Pero, si bien hemos enfatizado los beneficios de la asignación eficiente de recursos en una economía de mercado, hay muchas situaciones en las que los mercados ofrecen resultados ineficientes. Diversos problemas acosan la operación de los mercados. Las principales fuentes de fracaso del mercado son: externalidades, bienes públicos, información asimétrica y concentración de poder. Además, los mercados pueden producir resultados desfavorables para ciertos grupos, quizás aquellos de bajos ingresos. Las circunstancias aquí descritas conducen a lo que se denomina fracaso del mercado.

    La falla del mercado define resultados en los que la asignación de recursos no es eficiente.

    Externalidades

    Una externalidad negativa es aquella resultante, quizás, de la actividad contaminante de un productor, o de la emisión de gases de efecto invernadero a la atmósfera. Una externalidad positiva es aquella en la que la actividad de un individuo confiere un beneficio a otros. Un ejemplo aquí es donde los individuos eligen vacunarse contra una enfermedad en particular. A medida que más personas se vuelven inmunes, menor es la probabilidad de que la enfermedad pueda propagarse a través de los huéspedes, y por tanto mayores serán los beneficios para quienes no están inmunizados.

    Las soluciones a estas fallas del mercado vienen en varias formas: impuestos y subsidios gubernamentales, o sistemas de cuotas que ponen límites a la producción de productos generadores de externalidades. Tales soluciones fueron exploradas en el Capítulo 5. Los impuestos a la gasolina desalientan su uso y por lo tanto reducen la emisión de venenos a la atmósfera. Los impuestos sobre los cigarrillos y el alcohol reducen el consumo de bienes que pueden generar una demanda adicional en nuestro sistema de salud financiado con fondos públicos. La provisión de inmunización gratuita, o de bajo costo, contra enfermedades específicas a los niños beneficia a toda la población.

    Estas medidas intentan compensar la ausencia de un mercado en ciertas actividades. Es posible que los productores no deseen pagar por el derecho a emitir contaminantes y, en consecuencia, si el gobierno interviene para contrarrestar tal externalidad, el gobierno está implementando efectivamente una solución al mercado faltante.

    Bienes públicos

    Los bienes públicos a veces se denominan bienes de consumo colectivo, por sus características de no rivalidad e inexclusividad. Por ejemplo, si la oficina meteorológica gubernamental proporciona pronósticos diarios sobre las ondas de radio de la nación, no es más costoso suministrar esa información a un millón que a cien individuos de la misma región. Su provisión a uno no es rival con su provisión a otros —en contraste con los bienes privados que no pueden ser 'consumidos' simultáneamente por más de un individuo. Además, puede ser difícil excluir a ciertas personas de recibir la información.

    Los bienes públicos no son rivalizantes, ya que pueden ser consumidos simultáneamente por más de un individuo; adicionalmente pueden tener una característica de no excludabilidad.

    Abundan ejemplos de tales bienes y servicios: autopistas (hasta su punto de congestión), alumbrado público, información sobre grasas trans y tabaco, o provisión de defensa pública. Dichos bienes plantean un problema para los mercados privados: Si es difícil excluir a los individuos de su consumo, es probable que los posibles proveedores privados se vean disuadidos de suministrarlos porque los proveedores no pueden generar ingresos a partir de los free-riders. Por lo tanto, los gobiernos normalmente suministran dichos bienes y servicios. Pero, ¿cuánto deben abastecer los gobiernos? Se brinda una respuesta con la ayuda de la Figura 14.1.

    Figura 14.1 Prestación óptima de un bien público
    La demanda total del bien público D es la suma vertical de las demandas individuales D A y D B. La provisión óptima es donde el MC es igual a la valoración marginal agregada, según lo definido por la curva de demanda D. En la Q × óptima, a cada individuo se le suministra la misma cantidad del bien público.

    Se trata de un diagrama de oferta-demanda con diferencia. El lado de la oferta es convencional, con el MC de producción representando la curva de suministro. Un uso eficiente de los recursos de la economía, ya sabemos, dicta que se produzca una cantidad para que el costo al margen sea igual al beneficio para los consumidores al margen. En contraste con la demanda total del mercado de bienes privados, que se obtiene sumando las demandas individuales horizontalmente, la demanda de bienes públicos se obtiene sumando las demandas individuales verticalmente.

    La figura 14.1 representa una economía con solo dos individuos cuyas demandas de alumbrado público están dadas por D A y D B. Estas demandas revelan el valor que cada individuo coloca en los diversos niveles de producción del bien público, medidos en el eje x. No obstante, dado que cada individuo puede consumir el bien público simultáneamente, el valor agregado de cualquier producto producido es la suma de cada valoración individual. La valoración en el mercado de cualquier cantidad producida es, por lo tanto, la suma vertical de las demandas individuales. D es la suma vertical de D A y D B, y la salida óptima es Q ×. En este equilibrio cada individuo consume la misma cantidad de alumbrado público, y el MC de la última unidad suministrada equivale al valor que le asigna la sociedad —ambos individuos—. Obsérvese que esta oferta 'óptima' depende de la distribución del ingreso, como hemos señalado varias veces a la fecha. Una distribución diferente del ingreso puede dar lugar a diferentes demandas D A y D B, y por lo tanto una producción 'óptima' diferente.

    La oferta eficiente de bienes públicos es donde el costo marginal equivale a la suma de las valoraciones marginales individuales, y cada individuo consume la misma cantidad.

    Application Box 14.1 ¿Wikipedia, Google y MOOCs son bienes públicos?

    Wikipedia es una de las mayores fuentes en línea de información gratuita en el mundo. Se trata de una enciclopedia que funciona en múltiples idiomas y que proporciona información sobre millones de temas. Es de libre acceso, y es mantenido y ampliado por sus usuarios. Google es el motor de búsqueda más utilizado en la World Wide Web. Proporciona información a millones de usuarios simultáneamente sobre cada tema imaginable. Pero no es del todo gratuito; cuando la usuaria busca suministra información sobre sí misma que puede ser utilizada de manera rentable por Google en su publicidad. Los MOOC son 'cursos en línea abiertos monstruos' ofrecidos por numerosas universidades, frecuentemente sin costo alguno para el estudiante. ¿Estos servicios son bienes públicos en el sentido que hemos descrito?

    Muy pocos bienes y servicios son bienes públicos puros, algunos tienen las principales características de los bienes públicos sin embargo. En este sentido general, Google, Wikipedia y MOOC tienen características de bien público. Wikipedia está financiada por contribuciones filantrópicas, y sus usuarios amplían su alcance publicando información en sus servidores. Google se financia con ingresos publicitarios. Los MOOC se financian con presupuestos universitarios.

    Un bien público puro está disponible para usuarios adicionales a un costo marginal cero. Esta condición es esencialmente satisfecha por estos servicios ya que la capacidad de su servidor rara vez alcanza su límite. Sin embargo, constantemente están agregando capacidad de servidor, y en ese sentido no pueden proporcionar sus servicios a un número ilimitado de usuarios adicionales sin costo adicional.

    El conocimiento es quizás el último bien público; Wikipedia, Google y MOOC difunden conocimiento, conocimiento que ha sido desarrollado a través de milenios por filósofos, científicos, artistas, profesores, laboratorios de investigación y universidades.

    Un reto para proporcionar la cantidad óptima de bienes públicos suministrados por el gobierno es conocer el valor que los usuarios pueden ponerles — ¿cómo pueden determinarse las curvas de demanda D A y D B, por ejemplo, en la Figura 14.1? A diferencia de los mercados de bienes privados, donde las demandas de los consumidores se revelan esencialmente a través del proceso de compra, las demandas de bienes públicos pueden tener que ser descubiertas por medio de encuestas diseñadas para obtener las verdaderas valoraciones que los usuarios colocan sobre diferentes cantidades de un bien público. Un segundo reto se relaciona con la fijación de precios y financiamiento de bienes públicos: Por ejemplo, ¿el alumbrado vial debería financiarse con los ingresos fiscales generales, o los conductores deberían pagar por ello? Estas son complejidades que están más allá de nuestro alcance de nuestra indagación actual.

    Información asimétrica

    Los mercados de información abundan en la economía moderna. Los gobiernos suelen suministrar información por sus características de bien público. Pero el problema de la información asimétrica plantea retos adicionales. La información asimétrica es cuando al menos una de las partes en una relación económica tiene información inferior a la completa. Esta situación caracteriza muchas interacciones: Las compañías de seguros de vida no tienen información perfecta sobre el estilo de vida y la salud de sus clientes; los compradores de vehículos usados pueden no conocer el historial de los vehículos que están comprando.

    La información asimétrica es cuando al menos una parte en una relación económica tiene información inferior a la completa y tiene una cantidad diferente de información de otra parte.

    La información asimétrica puede conducir a dos tipos de problemas. El primero es la selección adversa. Por ejemplo, ¿puede la compañía de seguros de vida estar segura de que no está asegurando solo la vida de personas de alto riesgo y con probabilidades de morir jóvenes? Si principalmente personas de alto riesgo compran dicho seguro entonces la compañía de seguros debe fijar sus primas en consecuencia: La compañía está recibiendo una selección adversa en lugar de una selección aleatoria de clientes. Con frecuencia, los gobiernos deciden ejecutar planes de seguro de membresía obligatoria universal (auto o salud son ejemplos en Canadá) precisamente porque tal vez no deseen cobrar tarifas más altas a personas de mayor riesgo.

    La selección adversa ocurre cuando información incompleta o asimétrica describe una relación económica.

    Un problema relacionado es el riesgo moral. Si un individuo no enfrenta todas las consecuencias de sus acciones, su comportamiento puede verse influenciado: si un propietario tiene una vivienda totalmente asegurada puede ser menos consciente de la seguridad que un propietario que no lo hace.

    En el Capítulo 7 describimos cómo los proveedores de hipotecas estadounidenses prestaban grandes sumas a prestatarios con ingresos inciertos en los primeros años del nuevo milenio. Los individuos responsables del préstamo estaban siendo recompensados con base en el monto prestado, no por la seguridad del préstamo. Tampoco fueron los prestamistas responsables de los préstamos que no fueron reembolsados. Esta 'crisis hipotecaria sub-prime” fue sin duda un caso de riesgo moral.

    El riesgo moral puede caracterizar comportamientos donde los costos de ciertas actividades no son incurridos por quienes las realizan.

    Las soluciones a estos problemas no siempre involucran al gobierno, sino que en situaciones críticas sí. Por ejemplo, el gobierno requiere de la mayoría de las sociedades y órdenes profesionales para asegurar que sus integrantes estén capacitados, acreditados y capaces. Ya sea para un médico, un plomero o un ingeniero, una licencia o certificado de competencia es una señal de que el trabajo y asesoramiento de estos profesionales es de buena fe. De igual manera, el gobierno establece estándares para que los individuos no tengan que incurrir en el costo de determinar la calidad de sus compras —los cascos de bicicleta deben cumplir normas específicas de choques; también lo deben hacer los airbags en los automóviles.

    Estas situaciones difieren de aquellas en las que las soluciones al problema de la información pueden tratarse razonablemente bien en el mercado. Por ejemplo, con la llegada de la calificación de comprador y vendedor en Airbnb, un posible inquilino puede conocer la calidad del alojamiento que está considerando, y el letor puede evaluar al inquilino potencial.

    Concentración de poder

    Las estructuras de mercado monopólicas e imperfectamente competitivas pueden dar lugar a resultados ineficientes, en el sentido de que el valor colocado en la última unidad de producción no es igual al costo al margen. Esto surge porque el proveedor utiliza su poder de mercado para maximizar las ganancias al limitar la producción y vender a un precio más alto.

    ¿Qué pueden hacer los gobiernos con tales concentraciones de poder? Toda economía desarrollada tiene un organismo similar al Buró de Competencia de Canadá. Dichos órganos reguladores se encargan de que los intereses del consumidor, y de la economía de manera más amplia, estén representados en el mercado. Las intervenciones, los procedimientos regulatorios y los esfuerzos para prevenir el abuso del poder de mercado vienen en diversas formas. Estas medidas se examinan en la Sección 14.5.

    Resultados de mercado desfavorables

    Incluso si los gobiernos abordan con éxito los problemas planteados por las fallas del mercado descritas anteriormente, no hay nada que garantice que los resultados impulsados por el mercado sean 'justos', o de acuerdo con las nociones prevalecientes de justicia o equidad. El mercado genera muchos empleos mal pagados, desempleo y pobreza. La concentración del poder económico ha llevado al crecimiento de la desigualdad de ingresos y riqueza en muchas economías. Los gobiernos, en diversos grados, intentan moderar estos resultados a través de una variedad de programas sociales y transferencias que se discuten en la Sección 14.4.

    14.2 Federalismo fiscal: Tributación y gasto

    Canadá es un estado federal, en el que los gobiernos federal, provincial y municipal ejercen distintas atribuciones y responsabilidades. En contraste, la mayoría de los estados europeos son unitarios y el poder no se transfiere a sus regiones en la misma medida que en Canadá o Estados Unidos o Australia. El federalismo confiere varias ventajas sobre una forma unitaria de gobierno donde una economía es geográficamente extensa, o donde diferencias identificables distinguen a una región de otra: Las regiones pueden adoptar diferentes políticas en respuesta a la expresión de diferentes preferencias por sus electores respectivos; los gobiernos más pequeños pueden ser mejores en la experimentación y la introducción de nuevas políticas que los gobiernos grandes; los representantes políticos están “más cerca” de sus electores.

    A pesar de estas ventajas, la existencia de un nivel adicional de gobierno crea una tensión entre estos niveles. Esa tensión es evidente en todas las federaciones, y los gobiernos federales y provinciales argumentan sobre la adecuada división de las facultades tributarias y el poder de recaudación de ingresos en general. Por ejemplo, ¿cómo deberían distribuirse las regalías e impuestos de los yacimientos de petróleo y gas en alta mar, al gobierno federal o a un gobierno provincial?

    En Canadá, el gobierno federal recauda más ingresos fiscales de lo que gasta en sus propios programas. Esta es una característica de la mayoría de las federaciones. Las provincias enfrentan simultáneamente un déficit en sus propios ingresos en relación con los requisitos de gasto de sus programas. Por lo tanto, el gobierno federal redistribuye, o transfiere, fondos a las provincias para que éstas puedan desempeñar sus funciones constitucionalmente asignadas en la economía. El hecho de que el gobierno federal cierre esta brecha fiscal le da cierto grado de poder sobre las provincias. Esta influencia se denomina comúnmente poder de gasto federal.

    El poder adquisitivo de un gobierno federal surge cuando el gobierno federal puede influir en gobiernos de nivel inferior debido a su poder financiero más que constitucional.

    Las principales fuentes de ingresos para financiar la actividad del gobierno federal se dan en la Figura 14.1 para el ejercicio fiscal 2015-16, y el gasto de estos ingresos se desglosa en la Figura 14.2. Se puede acceder a más detalles en las 'tablas de referencia fiscal' del Departamento de Finanzas en https://www.fin.gc.ca/frt-trf/2019/frt-trf-19-eng.asp. Los ingresos totales para ese año fiscal ascendieron a $333.2b, y los gastos a $346.2b.

    Figura 14.1 Ingresos del Gobierno Federal 2015—16

    Figura 14.2 Gastos federales 2015—16

    Los gobiernos federal y provincial transfieren cada uno estos ingresos a particulares y a otros niveles de gobierno, suministran bienes y servicios directamente, y también pagan intereses sobre los empréstitos acumulados —la deuda nacional o la deuda provincial—.

    Los gobiernos provinciales y locales suministran más bienes y servicios que el gobierno federal —la atención de la salud, el seguro de drogas, la educación y el bienestar son responsabilidad de los gobiernos provinciales y municipales. En contraste, la defensa nacional, la provisión de las principales arterias de tránsito, Corrections Canada y una variedad de programas de transferencia a individuos —como el Seguro de Empleo, la Seguridad de Vejez y el Plan de Pensiones de Canadá— son financiados por el gobierno federal. La mayor parte de los ingresos federales se destina a transferencias a particulares y gobiernos provinciales, a diferencia del suministro de bienes y servicios.

    14.3 Relaciones fiscales federal-provinciales

    El gobierno federal transfiere ingresos a las provincias utilizando tres programas principales: Ecualización, Transferencia Social de Canadá y Transferencia de Salud de Canadá. Cada uno de estos tiene un objetivo diferente. La igualación tiene como objetivo reducir las disparidades fiscales entre las provincias; La Transferencia Social de Canadá (CST) es para gastos educativos y de Asistencia Social ('bienestar'); La Transferencia de Salud de Canadá (CHT) realiza la misma función para la salud.

    Equiparación y Financiamiento Territorial

    Las provincias de Canadá reciben financiamiento incondicional a través del programa de igualación de Canadá, mientras que los Territorios reciben financiamiento federal a través de un mecanismo separado, la Fórmula de Financiamiento Territorial.

    “El Parlamento y el Gobierno de Canadá están comprometidos con el principio de hacer pagos de igualación para garantizar que los gobiernos provinciales tengan ingresos suficientes para proporcionar niveles razonablemente comparables de servicio público a niveles de impuestos razonablemente comparables”.

    Esta declaración, del artículo 36, numeral 2, de la Ley Constitucional de 1982, define la finalidad de la Equiparación. Los pagos de igualación son incondicionales — las provincias receptoras son libres de gastar los fondos en servicios públicos de acuerdo a sus propias prioridades, o incluso utilizar los ingresos para reducir sus impuestos provinciales. Los pagos se calculan de acuerdo con una fórmula que asegura que aquellas provincias con capacidad de recaudación de ingresos, o capacidad fiscal, por debajo de un umbral o 'estándar' reciban pagos del gobierno federal para elevar su capacidad a ese nivel.

    La ecualización ha pasado por muchos cambios en las varias décadas de su existencia. Sus reglas y reglamentos vigentes reflejan las recomendaciones de 2006 de un Panel de Expertos federal. La capacidad fiscal de una provincia se mide por su capacidad para recaudar ingresos de cinco fuentes principales: impuestos sobre la renta personal y empresarial, impuestos a las ventas, impuestos a la propiedad y recursos naturales. Esta capacidad se compara entonces con la capacidad de todas las provincias combinadas para recaudar ingresos; si existe una diferencia o déficit, el gobierno federal transfiere los ingresos en consecuencia, con el monto determinado tanto por la población de la provincia como por la magnitud de su déficit por persona . Los datos sobre las transferencias anuales para la Ecualización, la Fórmula de Financiamiento Territorial y el CHT y CST están disponibles en fin.gc.ca/fedprov/mtp-eng.asp

    El programa transfirió $19.8b a las provincias en 2019-20. El estado de receptividad de algunas provincias varía de un año a otro. La variación en los precios de la energía y los ingresos gubernamentales basados en la energía son la principal causa de esto. Columbia Británica, Alberta, Saskatchewan y Ontario tienden a recibir poco o cero. Manitoba, Quebec y las provincias atlánticas han sido las principales provincias receptoras. Quebec recibe la mayor cantidad única —aproximadamente dos tercios de la asignación total, tanto por el tamaño de su población como por el hecho de que tiene una capacidad fiscal inferior a la media. Los Territorios recibieron un total de $3.9b en 2019-20 a través de la Fórmula de Financiamiento Territorial.

    La transferencia social de Canadá y la transferencia de salud de Canadá

    El CST es una transferencia en bloque a provincias en apoyo a la educación postsecundaria, Asistencia Social y servicios sociales de manera más general. El CST entró en vigor en 2004. Antes de esa fecha se integró con el componente de salud de las transferencias federales en un programa titulado Canada Health and Social Transfer (CHST). El objetivo de la separación fue incrementar la transparencia y rendición de cuentas de los apoyos federales a la salud al tiempo que se continuaba brindando financiamiento para otros objetivos. El CHT es la otra parte del CHST desagregado: Proporciona financiamiento a las provincias para sus gastos de salud.

    El financiamiento CST y CHT viene en dos partes: Una transferencia de efectivo y transferencia de impuestos . Una transferencia de impuestos esencialmente brinda el mismo apoyo que una transferencia en efectivo de igual valor, pero viene en una forma diferente. En 1977 el gobierno federal acordó con los gobiernos provinciales reducir las tasas del impuesto federal personal y corporativo a fin de permitir a los gobiernos provinciales incrementar las tasas provinciales correspondientes. El efecto neto fue que el gobierno federal obtuvo menos ingresos fiscales y las provincias obtuvieron más. Y hasta el día de hoy, los gobiernos federal y provincial llevan un registro de las transferencias fiscales implícitas que surgen de este acuerdo de hace mucho tiempo. Este es el componente de transferencia de impuestos del CST y de la CHT.

    El apoyo del CST se destina a provincias y territorios en pie de igualdad per cápita para garantizar el mismo apoyo a todos los canadienses independientemente de su lugar de residencia. El CHT se distribuye de igual manera, y requiere que las provincias cumplan con la Ley de Salud de Canadá, legislada federalmente, que exige que la cobertura provincial de salud sea integral, universal, portátil, accesible y administrada públicamente.

    La transferencia CHT ascendió a $40.4b y la CST ascendió a $14.6b, en efectivo, para el año 2019-20. La atención a la salud y los gastos en salud son un tema central de la política en todos los niveles de gobierno debido al crecimiento previsto en estos gastos que inevitablemente acompañarán al envejecimiento de los baby-boomers.

    14.4 Transferencias de gobierno a individuo

    Muchos canadienses se enorgullecen de la extensa 'red de seguridad social' de Canadá que tiene como objetivo proteger a las personas de la desgracia y la reducción de ingresos en la vejez. Otros creen que es demasiado generoso. Si bien es más solidaria que la red de seguridad en EU, la red de seguridad canadiense no es más protectora que las redes de las economías desarrolladas de la Unión Europea. El alcance de dicho apoyo depende en gran medida del grado en que los gobiernos estén dispuestos a imponer, y los individuos están dispuestos a pagar, tasas impositivas más altas o más bajas. Los principales elementos de este paraguas de programas son los siguientes.

    Los Planes de Pensiones de Canadá y Quebec (C/QPP) se financian con las aportaciones de los trabajadores y sus empleadores. Las contribuciones constituyen 9.9% de las ganancias de un individuo hasta la cifra máxima de ingresos pensionables (MPE) de $57,400 en 2019. Las contribuciones son compartidas por igual entre el empleador y el empleado. Los componentes Canadá y Quebec del plan operan de manera similar, pero se gestionan por separado. La tasa de contribución al QPP se sitúa en 10.65%. Las contribuciones a los planes de los trabajadores y sus patrones se transfieren en gran parte inmediatamente a los trabajadores jubilados. Parte de las contribuciones se invierte en un fondo. El objetivo de los planes es garantizar que se ahorren algunos ingresos para la jubilación. Muchos individuos no son muy buenos en la planeación —constantemente posponen la decisión de ahorrar, por lo que el estado interviene y requiere que ahorren. Una persona que contribuye a lo largo de un ciclo de vida laboral de tiempo completo puede esperar una pensión anual de alrededor de $14,000 en 2019 Los Planes proporcionan un pago máximo del 25% de las ganancias máximas asegurables. El objetivo es proporcionar un nivel mínimo de ingresos de jubilación, no un ingreso que vea a los individuos vivir con gran comodidad.

    Los planes C/QPP han contribuido en gran medida a la reducción de la pobreza entre los adultos mayores desde su introducción a mediados de los sesenta. El envejecimiento de la generación baby-boom —esa cohorte muy grande nacida a finales de los cuarenta hasta principios de los sesenta— significa que el porcentaje de la población en el grupo de edad post-65 ha comenzado a aumentar. Para hacer frente a este cambio demográfico, los gobiernos federal y provincial reconfiguraron los planes a finales de los noventa con el fin de ponerlos en una sólida base financiera —principalmente mediante el incremento de las contribuciones, que a su vez permitirá la construcción de un 'fondo' del CPP que apoyará a los ancianos en la décadas siguientes.

    Varios estudios recientes en Canadá sobre las prácticas de ahorro para la jubilación de los canadienses han propuesto que los hogares en promedio no están ahorrando una cantidad suficiente para su jubilación; muchos hogares pueden ver así una disminución notable en sus ingresos al jubilarse. Ante este hallazgo, el gobierno federal acordó con las provincias en junio de 2016, agregar un suplemento al CPP. En las nuevas disposiciones federales, que se introducirán paulatinamente en el periodo 2019-2025, se contempla un incremento en las aportaciones que en última instancia conducirá a una tasa máxima de reposición del 33% del MPE en contraposición a la meta actual de 25%. Sin embargo, los beneficios completos serán experimentados solo por personas que contribuyan a su ciclo de vida completo, lo que significa que la implementación completa tomará alrededor de cuatro décadas.

    Los detalles del CPP y las mejoras de 2016 se encuentran en http://www.fin.gc.ca/n16/data/16-113_3-eng.asp.

    La Seguridad de Vejez (OEA), el Suplemento de Ingresos Garantizados (SIG) y la Subsidio conyugal (SPA) forman juntos el segundo tramo de manutención para los jubilados. La OEA es un pago que se realiza automáticamente a las personas físicas una vez que alcanzan los 65 años de edad. El SIG es un pago adicional que se hace sólo a quienes tienen ingresos muy bajos —por ejemplo, individuos que tienen pocos ingresos de sus C/QPP o planes de pensiones privados. El SPA, que es pagadero al cónyuge o sobreviviente de un receptor de la OEA, representa una pequeña parte de las sumas desembolsadas. A partir de 2019 el pago máximo anual de la OEA se situaba en $7,360. El gobierno federal en 2016 revirtió un plan que habría visto pasar a 67 años la edad elegible para recibir la OEA.

    Los pagos de estos planes provienen de los ingresos fiscales generales del gobierno federal. A diferencia del C/QPP, los beneficios recibidos no están relacionados con las aportaciones que realiza un individuo a lo largo del ciclo de vida laboral. Este programa también ha tenido un impacto sustancial en la reducción de la pobreza entre los adultos mayores.

    El Seguro de Empleo (IE) y la Asistencia Social (SA) están diseñados para apoyar, respectivamente, a los desempleados y a los que no tienen otra fuente de ingresos. Bienestar es el término común utilizado para describir a las SA. Los gastos en IE y SA son fuertemente cíclicos. En el valle de un ciclo económico, el valor real de los gastos en estos programas supera en gran medida los gastos en el pico del ciclo. El desempleo en Canadá subió por encima del 8% en 2009, y los pagos a los desempleados y a los de bienestar reflejaron este estado nefasto. El patrón fuertemente cíclico del costo de estos programas refleja la importancia de un mercado laboral saludable: las condiciones macroeconómicas tienen un gran impacto en los gastos de los programas sociales.

    La IE se financia con contribuciones de los empleados y sus empleadores. Por cada dólar aportado por el empleado, el empleador aporta $1.4. Las primas se pagan sobre los ingresos del trabajo hasta una ganancia máxima asegurable (MIE) de $53,100 en 2019. La tasa de cotización de los empleados se situó en 1.62% de MIE en 2017. Las contribuciones y pagos de la IE forman parte de los ingresos y gastos generales del gobierno federal. No existe un 'fondo' separado para este programa. Sin embargo, se espera que opere sobre una base de equilibrio a largo plazo. Para reflejar esto, la tasa de contribución fluctúa con miras a mantener un equilibrio entre los pagos y los ingresos durante un periodo de planeación de siete años.

    EI se llama programa de seguros, pero en realidad es mucho más que eso. Ciertos grupos utilizan sistemáticamente el programa más que otros —los de empleos estacionales, los de las zonas rurales y los de las Provincias Atlánticas, por ejemplo. En consecuencia, utilizando la terminología del Capítulo 7, no es en todas partes un programa de seguros actuarialmente 'justo'. Las prestaciones pagaderas a las personas desempleadas también pueden depender del tamaño de su familia, además de su historial laboral. Si bien la mayoría de los pagos van en forma de beneficios 'regulares' a personas desempleadas, el programa IE también patrocina el readiestramiento de empleados, beneficios familiares que cubren la licencia de maternidad y paternidad, y algunos otros programas específicos de destino para desempleados.

    La Asistencia Social se brinda a personas que se encuentran en grave necesidad de apoyo financiero, sin ingresos y pocos activos. Los gobiernos provinciales administran SA, aunque el costo del programa está parcialmente cubierto por transferencias federales a través de la Transferencia Social de Canadá. Los noventa fueron testigos de un endurecimiento sustancial de las regulaciones prácticamente en todo Canadá. El acceso a los beneficios de SA es ahora más difícil, y los beneficios han caído en términos reales desde finales de los ochenta.

    La dependencia del bienestar alcanzó su punto máximo en Canadá en 1994, cuando 3.1 millones de personas dependían del apoyo. A partir de 2019, el total es aproximadamente la mitad de esto, debido a condiciones de acceso más estrictas, menores niveles de beneficios y un mercado laboral mejorado. Algunos grupos en Canadá creen que los beneficios deberían ser mayores, otros creen que hacer que el bienestar sea demasiado generoso proporciona a los jóvenes los incentivos equivocados en la vida, y puede llevarlos a descuidar la escolaridad y el desarrollo de habilidades.

    Compensación a Trabajadores apoya a los trabajadores lesionados en el trabajo. Las contribuciones de los trabajadores y empleadores y los ingresos fiscales generales forman las fuentes de ingresos del programa, y la mezcla varía de provincia a provincia. En contraste con las oscilaciones de gastos inducidas por la macroeconomía que caracterizan a las SA y la IE desde principios de los noventa, los gastos en Compensación al Trabajador se han mantenido relativamente constantes.

    Beneficio por Hijos de Canadá: El principal pilar restante en la red de seguridad social de Canadá es el grupo de pagos y créditos fiscales destinados a apoyar a los niños: La Beneficio Fiscal por Hijos de Canadá (CCTB), la Prestación Universal de Cuidado Infantil y el Suplemento Nacional de Prestación por Hijos se reempaquetaron en 2016 bajo el título Beneficio por Hijos de Canadá. La manutención infantil ha evolucionado y se ha enriquecido en las últimas dos décadas, en parte con el objetivo de reducir la pobreza entre los hogares con hijos, y en parte con miras a ayudar a los padres que reciben asistencia social a regresar al mercado laboral. A partir de 2016, el gobierno federal proporciona un pago anual a las familias con hijos. Por cada niño menor de 6 años el pago es de $6,639 y por cada niño de 6 a 17 años el pago es de $5,602. Dado que estos pagos están destinados principalmente a hogares con ingresos bajos y medios, los montos se recuperan progresivamente una vez que el ingreso familiar alcanza un umbral de 30,000 dólares.

    Recuadro de Aplicación 14.2 Deudas y déficits gubernamentales

    Las políticas de gasto e impuestos de Canadá en los años setenta y ochenta llevaron a la acumulación de grandes deudas gubernamentales, como resultado de la ejecución de déficits fiscales. A mediados de los noventa la deuda combinada federal y provincial alcanzaba el 100% del PIB, siendo la deuda federal la que representaba la mayor parte. Esta relación era peligrosamente alta: los pagos de intereses absorbieron una gran fracción de los ingresos anuales del gobierno, lo que a su vez limitó la capacidad del gobierno para embarcarse en nuevos programas o enriquecer los ya existentes. La calificación de deuda de Canadá en los mercados financieros internacionales disminuyó.

    En 1995, el ministro de Finanzas, Paul Martin, abordó este problema, y a lo largo de los años siguientes se redujo el gasto del programa. En última instancia, la economía se expandió y al final de la década se eliminaron los déficits anuales a nivel federal.

    A partir de 2007 la proporción de deudas combinadas federales y provinciales se situaba en poco más del 60% del PIB. No obstante, la Gran Recesión de 2008 y años siguientes vio que todos los niveles de gobierno experimentaron déficits, con el resultado de que esta relación entre la deuda combinada y el PIB volvió a subir. El crecimiento en los últimos años ha visto caer esa proporción. A partir de 2018-19, los pagos de intereses federales sobre su deuda representan alrededor del 7% de sus ingresos (esta cifra se ubicó en 28% a principios de los noventa). Al momento de escribir este artículo, las tasas de interés son bajas en las economías desarrolladas y por lo tanto los costos de interés de la deuda gubernamental son bajos. Los bajos costos de endeudamiento son una razón por la que algunas personas favorecen grandes gastos gubernamentales en forma de proyectos de infraestructura. Quienes son fiscalmente más conservadores temen subir las tasas en el futuro. Los impactos recesivos de la pandemia de coronavirus de 2020 sumarán mucho a la deuda acumulada, particularmente a nivel federal.

    Las deudas pueden medirse de más de una sola manera. Una medida de la deuda es el valor de todos los bonos del gobierno federal y pasivos financieros pendientes. A partir de 2019-20 este valor era aproximadamente de $700b. Además de esto, el gobierno federal tiene pasivos pendientes con las pensiones de sus empleados jubilados, y no todos estos pasivos han sido cubiertos por las aportaciones de esos empleados a sus planes de pensiones. El gobierno federal también posee activos, tanto financieros como físicos, como edificios de oficinas. De ahí que estos activos compensen los pasivos financieros. Para evaluar el panorama de deuda total de la economía canadiense necesitamos sumar las deudas de los gobiernos provinciales y locales a las deudas federales, y luego considerar los costos de interés anuales de este total. Resulta que los costos por intereses están justo por encima del 2% del PIB.

    Fuente: Gobierno de Canadá, Tablas de Referencia Fiscal: https://www.fin.gc.ca/frt-trf/2019/frt-trf-19-eng.asp

    14.5 Regulación y política de competencia

    Metas y objetivos

    Los objetivos de la política de competencia son relativamente uniformes en las economías desarrolladas: El fomento de la competencia interna; el desarrollo de nuevas ideas, nuevos productos y nuevas empresas; el fomento de la eficiencia en el sentido de la asignación de recursos; el desarrollo de la manufactura y el servicio industrias que pueden competir a nivel internacional.

    Además de estos objetivos económicos, los gobiernos y los ciudadanos desaprueban los monopolios o prácticas de monopolio si conducen a una concentración indebida del poder político. Tal poder puede llevar a una concentración de riqueza e influencia en manos de una élite.

    El organismo regulador de Canadá es el Buró de Competencia, cuya actividad se rige principalmente por la Ley de Competencia de 1986. Este acto sustituyó a la Ley de Investigación de Combina. El Tribunal de Competencia actúa como órgano de adjudicación, y está integrado por jueces y miembros no judiciales. Este tribunal puede emitir órdenes sobre el mantenimiento de la competencia en el mercado. Canadá ha tenido legislación anticombina desde 1889, y la ley de 1986 es la forma más reciente de dicha legislación y política. La Ley de Competencia no prohíbe los monopolios, pero sí dictaminó como ilícito el abuso del poder monopolista. La legislación de competencia de Canadá está dirigida a prácticas anticompetitivas, y una descripción completa de sus actividades se encuentra en su sitio web en www.competitionbureau.gc.ca. Examinemos algunas de estas políticas proscritas.

    Prácticas anticompetitivas

    Las prácticas anticompetitivas pueden limitar la entrada a un sector de la economía o forzar a los competidores existentes a salir. En cualquier caso conducen a una reducción en la competencia.

    Las fusiones pueden convertir a las empresas competitivas en una sola organización con un poder de mercado excesivo. La justificación habitual de las fusiones es que permiten a las empresas fusionadas lograr economías de escala que de otro modo serían imposibles. Tales economías de escala pueden a su vez dar lugar a precios más bajos en el mercado nacional o internacional en beneficio del consumidor, pero alternativamente pueden reducir la competencia y dar como resultado precios más altos. Igualmente importante en esta era de competencia global es el impacto de una fusión en la capacidad de una empresa para competir internacionalmente.

    Las fusiones pueden ser de tipo horizontal (por ejemplo, dos fabricantes de hormigón premezclado) o vertical (un fabricante de concreto se fusiona con un fabricante de cemento). En un mercado con pocos proveedores las fusiones tienen el potencial de reducir la competencia nacional.

    Los cárteles tienen como objetivo restringir la producción y con ello aumentar las ganancias. Estas formaciones son casi universalmente ilegales en las economías nacionales individuales.

    Si bien los cárteles son un medio para aumentar los precios, la discriminación de precios es otra, como vimos al estudiar el comportamiento de monopolio. Por ejemplo, si un fabricante de concreto pone su producto a disposición de grandes constructores a un precio más bajo que para los constructores de pequeña escala —tal vez porque el gran constructor tiene más poder de negociación—, entonces el pequeño constructor se encuentra en una desventaja competitiva en el negocio de la construcción. Si la pequeña empresa se ve obligada a abandonar el negocio de la construcción como consecuencia, entonces se reduce la competencia en este sector.

    Introdujimos el concepto de precios depredadores en el Capítulo 11. El precio depredador es una práctica que tiene como objetivo expulsar la competencia al reducir artificialmente el precio de un producto vendido por un proveedor. Por ejemplo, un transportador dominante a nivel nacional podría reducir el precio en una ruta en particular donde la competencia proviene de un competidor estrictamente local. Al 'subsidiar' esta ruta con las ganancias en otras rutas, la firma dominante podría socavar a la firma local y sacarla del mercado.

    El precio depredador es una práctica que tiene como objetivo expulsar la competencia al reducir artificialmente el precio de un producto vendido por un proveedor.

    Los proveedores también pueden negarse a negociar. Si el proveedor local de concreto premezclado se niega a vender el producto a una empresa de construcción local, entonces la capacidad de dicha empresa downstream para operar y competir puede verse comprometida. Esta práctica es similar a la de las ventas exclusivas y las ventas vinculadas. Una venta exclusiva podría involucrar a un gran mayorista de verduras obligando a sus clientes minoristas a comprar solo a este proveedor. Tal práctica podría perjudicar al productor local de berenjenas o calabacines, y también puede impedir que el minorista obtenga algunas de sus verduras a un precio más bajo o a una calidad superior en otro lugar. Una venta vinculada es aquella en la que el comprador debe aceptar comprar un paquete de bienes a un proveedor.

    Negativa a negociar: una práctica ilegal donde un proveedor se niega a vender a un comprador.

    Venta exclusiva: donde un minorista está obligado (quizás ilegalmente) a comprar todos los productos al por mayor de un solo proveedor.

    Venta ligada: aquella en la que el comprador debe aceptar comprar un paquete de bienes a un proveedor.

    El mantenimiento del precio de reventa implica que el productor requiera que un minorista venda un producto a un precio específico. Esta práctica puede perjudicar a los consumidores ya que no pueden 'comprar alrededor'. En Canadá, con frecuencia encontramos un “precio minorista sugerido por el fabricante” para automóviles y bienes duraderos. Pero como estos precios no son requeridos, la práctica se ajusta a la ley.

    El mantenimiento del precio de reventa es una práctica ilegal en la que un productor requiere que los vendedores mantengan un precio específico.

    El aparejo de ofertas es una práctica ilegal en la que normalmente los licitadores competitivos conspiran para fijar la adjudicación de contratos o ventas. Por ejemplo, dos constructores, que consideran licitar proyectos de construcción, pueden decidir que uno puje seriamente por el proyecto X y el otro puje seriamente por el proyecto Y. De esta manera conspiran para reducir la competencia para obtener más ganancias.

    El aparejo de ofertas es una práctica ilegal en la que los ofertantes (compradores) conspiran para fijar precios en su propio interés.

    El engaño y la deshonestidad en la promoción de productos pueden afectar al consumidor o dar a un proveedor una ventaja injusta sobre otros proveedores.

    Cumplimiento

    La Ley de Competencia se hace cumplir a través de la Oficina de Competencia de diversas maneras. Las decisiones sobre prácticas comerciales aceptables se alcanzan frecuentemente a través de estudios y cartas de acuerdo entre la Mesa y las empresas. En algunos casos, donde las leyes parecen haber sido violadas, pueden seguir procesos penales.

    Regulación, desregulación y privatización

    Las últimas tres décadas han sido testigos de un importante grado de privatización y desregulación en Canadá, sobre todo en los sectores del transporte, las comunicaciones y la energía. La desregulación moderna en Estados Unidos comenzó con la aprobación de la Ley de Desregulación de Aerolíneas de 1978, y se persiguió con gran energía bajo la administración Reagan en los años ochenta. El Consejo Económico de Canadá produjo un influyente informe en 1981, titulado “Reforma de la regulación”, sobre el impacto de la regulación y la posible desregulación de sectores específicos. El Consejo Económico propuso que la regulación en algunos sectores estaba inhibiendo la competencia, la entrada y la innovación. En consecuencia, los intereses del consumidor estaban en peligro de quedar secundarios a los intereses de los proveedores.

    La provisión de telecomunicaciones, en la época en que el teléfono era la forma principal de dicha comunicación, tradicionalmente se veía como un monopolio natural. La Comisión Canadiense de Radio y Telecomunicaciones (CRTC) reguló sus tarifas. La industria se ha desarrollado dramáticamente en las últimas dos décadas con la introducción de la comunicación facilitada por satélite, Internet, redes de cable multipropósito, teléfonos celulares e integración de servicios.

    El transporte, prácticamente en todas sus formas, ha sido desregulado en Canadá desde los años ochenta. Originalmente se requería que los ferrocarriles subsidiaran el transporte de grano bajo la estructura tarifaria del Paso del Nido del Cuervo. Pero la subsidiación de mercados particulares requiere una tasa excesiva en otros lugares, y si estos últimos mercados quedan sujetos a la competencia entonces un sistema competitivo no puede funcionar. Esta estructura, junto con muchas otras anomalías, se modificó con la aprobación de la Ley de Transporte de Canadá en 1996.

    Históricamente, el transporte por camiones ha sido regulado por provincias individuales. La entrada estaba fuertemente controlada antes de la Ley Federal de Transporte Nacional de 1987, y la legislación posterior introducida por varias provincias, ha facilitado la entrada y una estructura tarifaria más competitiva.

    La desregulación de la industria aérea en Estados Unidos a finales de los setenta tuvo una influencia considerable en el pensamiento y la práctica en Canadá. El informe del Consejo Económico de 1981 recomendó a favor de una entrada más fácil y una mayor competencia tarifaria. Estas políticas se reflejaron en la Ley Nacional de Transporte de 1987. La mayoría de los economistas son favorables a la desregulación y la libertad de entrada, y la experiencia estadounidense indicó que podrían seguir reducciones de costos y aumento de la eficiencia. En 1995 se llegó a un acuerdo entre Estados Unidos y Canadá que otorgaba plena libertad a las aerolíneas canadienses para trasladar pasajeros a cualquier ciudad estadounidense, y libertad para que las aerolíneas estadounidenses hicieran lo mismo, sujeto a una disposición gradual.

    El Consejo Nacional de Energía regula el desarrollo y transmisión de petróleo y gas natural. Pero en 1986 se eliminaron facultades anteriores de la Junta, que implicaban la regulación de los precios de los productos, y también se eliminaron los controles a las exportaciones de petróleo.

    La agricultura sigue siendo un área altamente controlada de la economía. La 'gestión' de la oferta, que es realmente restricción de la oferta, y por lo tanto el 'mantenimiento de precios', caracteriza a los granos, lácteos, aves de corral y otros productos. La gestión es principalmente a través de juntas provinciales de comercialización.

    El papel de la economía compartida

    La llegada del acceso universal a internet ha visto el surgimiento de lo que se conoce como la economía Sharing en todo el mundo. Esta expresión se utiliza para describir actividades comerciales que, en primer lugar, están basadas en internet. En segundo lugar, los proveedores de la economía colaborativa utilizan recursos en el mercado que inicialmente estaban dirigidos a un propósito diferente. Airbnb y Uber son buenos ejemplos de empresas en sectores de la economía donde es posible compartir. En el caso de Uber, los conductores de 'ride-share' compraron inicialmente sus vehículos para uso privado, y posteriormente los redirigieron a uso comercial. Airbnb es una corporación de comunicación que permite a los propietarios de la capacidad de vivienda sobrante vender el uso de esa capacidad a inquilinos a corto plazo. Con la maduración de tales corporaciones, el concepto de uso 'inicial' y 'secundario' se vuelve borroso.

    Economía colaborativa: involucra a empresas que están basadas en internet, y que utilizan recursos de producción que tienen uso fuera del mercado.

    La importancia de la economía colaborativa es que proporciona una fuente adicional de competencia a los proveedores establecidos, y por lo tanto limita el poder de mercado de estos últimos. Al mismo tiempo, el surgimiento de la economía colaborativa plantea un nuevo conjunto de desafíos regulatorios: Si se requiere que los taxis tradicionales compren permisos de operación (medallones), y los conductores de viajes compartidos no requieren dichos permisos, hay un grado razonable de competencia en el mercado, y si ¿no cuál es la solución adecuada? ¿Se debe abolir el requisito de medallón o se debe exigir a los conductores de viajes compartidos que compren uno? En el caso de Airbnb, los proveedores operan fuera del tradicional mercado 'hotelero'. En general no cobran impuestos sobre las ventas ni se enfrentan a ningún convenio sindical laboral. ¿Cuál es la respuesta apropiada de los gobiernos? ¿Y cómo se debe gravar la economía colaborativa?

    Regulación de precios

    La regulación de los sectores monopolísticos de la economía es una forma de reducir su poder de mercado. En el Capítulo 11 se planteó que disminuir indefinidamente los costos de producción en una industria significa que la industria podría ser considerada como un monopolio 'natural': La mayor producción se puede producir a menor costo con menos firmas. De ahí que un solo proveedor tenga el potencial de abastecer el mercado a un costo unitario menor; a menos que, es decir, tal proveedor único utilice su poder de monopolio. Para ilustrar cómo el lado del consumidor puede beneficiarse de esta estructura de producción a través de la regulación, considere la Figura 14.2. Por simplicidad, supongamos que los costos marginales a largo plazo son constantes y que los costos promedio están inclinados a la baja debido a un costo fijo inicial. La producción maximizadora de ganancias (monopolio) es donde MR = MC a Q m y se vende al precio P m. Esta salida es ineficiente porque la disposición de los compradores a pagar por unidades adicionales de producción supera el costo adicional. Sobre este criterio la salida eficiente es . Pero LATC supera precio en Q ×, y por lo tanto no es factible para un productor.

    Figura 14.2 Regulación de un proveedor de costos decrecientes
    La salida maximizadora de ganancias es Q m, donde MR = MC y precio es P m. Este resultado es ineficiente porque el beneficio marginal es mayor que el MC. Q × es la salida eficiente, pero da como resultado pérdidas porque LATC > P en esa salida. Un precio regulado que cubre costos es donde LATC = DQ r. Esto es más cercano a la salida eficiente Q × que a la salida monopolista Q m.

    Una solución es que el organismo regulador establezca una combinación precio-cantidad de P r y Q r, donde el precio es igual al costo promedio y por lo tanto genera una tasa normal de ganancia. Este nivel de salida es aún más bajo que el nivel de salida eficiente Q ×, pero es más eficiente que la salida Q m maximizadora de beneficios. Es más eficiente en el sentido de que está más cerca de la salida eficiente . Un problema con tal estrategia es que puede inducir una gestión laxa: Si se permite a los productores cobrar un precio de costo promedio, entonces hay un incentivo reducido para que mantengan un estricto control de sus costos en ausencia de competencia en el mercado.

    Una segunda solución al fenómeno del costo promedio decreciente es implementar lo que se llama un arancel de dos partes. Esto significa que los clientes pagan una 'cuota de entrada' para poder adquirir el bien. Por ejemplo, en muchas jurisdicciones los suscriptores de hidroeléctrica o gas natural pueden pagar un cargo fijo mensual por su línea de suministro y garantía de suministro, y luego pagar un cargo adicional que varía con la cantidad. De esta manera es posible que el proveedor cobre un precio por unidad de producción que esté más cerca del costo marginal y aún obtenga ganancias, que bajo una fórmula de precios de costo promedio. En términos de la Figura 14.2, el valor total de las cuotas de entrada, o componentes fijos del precio, tendría que cubrir la diferencia entre MC y LATC por la salida suministrada. En la Figura 14.2 esto implica que si la salida eficiente se compra a un precio igual al MC el productor pierde la cantidad (cMC) en cada unidad vendida. Por lo tanto, las tarifas de acceso tendrían que cubrir al menos este valor.

    Tal solución es apropiada cuando los costos fijos son altos y los costos marginales son bajos. Esta situación es particularmente relevante en el mercado moderno de las telecomunicaciones: El costo para los proveedores del acceso marginal a sus redes, ya sea para internet, teléfono o televisión, es insignificante en comparación con el costo de mantener la red y la capacidad de instalación.

    Tarifa de dos partes: implica una tarifa de acceso y una tarifa por unidad de cantidad.

    Por último, una palabra de precaución: el premio Nobel George Stigler ha argumentado que existe el peligro de que los reguladores se acerquen demasiado a lo regulado, y que la relación pueda evolucionar hasta un punto en el que el regulador pueda proteger a las firmas reguladas. En contraste, el profesor Philippon de la Universidad de Nueva York sostiene que los reguladores no están regulando suficientemente en EU: han permitido un número excesivo de fusiones que, a su vez, han reducido la competencia.

    Términos Clave

    La falla del mercado define resultados en los que la asignación de recursos no es eficiente.

    Los bienes públicos no son rivalizantes, ya que pueden ser consumidos simultáneamente por más de un individuo; adicionalmente pueden tener una característica de no excludabilidad.

    La oferta eficiente de bienes públicos es donde el costo marginal equivale a la suma de las valoraciones marginales individuales, y cada individuo consume la misma cantidad.

    La información asimétrica es cuando al menos una parte en una relación económica tiene información inferior a la completa y tiene una cantidad diferente de información de otra parte.

    La selección adversa ocurre cuando información incompleta o asimétrica describe una relación económica.

    El riesgo moral puede caracterizar comportamientos donde los costos de ciertas actividades no son incurridos por quienes las realizan.

    El poder adquisitivo de un gobierno federal surge cuando el gobierno federal puede influir en gobiernos de nivel inferior debido a su poder financiero más que constitucional.

    El precio depredador es una práctica que tiene como objetivo expulsar la competencia al reducir artificialmente el precio de un producto vendido por un proveedor.

    Negativa a negociar: una práctica ilegal donde un proveedor se niega a vender a un comprador.

    Venta exclusiva: donde un minorista está obligado (quizás ilegalmente) a comprar todos los productos al por mayor de un solo proveedor.

    Venta ligada: aquella en la que el comprador debe aceptar adquirir un paquete de bienes de un proveedor.

    El mantenimiento del precio de reventa es una práctica ilegal en la que un productor requiere que los vendedores mantengan un precio específico.

    El aparejo de ofertas es una práctica ilegal en la que los ofertantes (compradores) conspiran para fijar precios en su propio interés.

    Economía colaborativa: involucra a empresas que están basadas en internet, y que utilizan recursos de producción que tienen uso fuera del mercado.

    Tarifa de dos partes: implica una tarifa de acceso y una tarifa por unidad de cantidad.

    Ejercicios para el Capítulo 14

    EJERCICIO 14.1

    Una economía está compuesta por dos individuos, cuyas demandas de un bien público —alumbrado público— están dadas por P =12— (1/2) Q y P =8— (1/3) Q.

    1. Grafica estas demandas en un diagrama, para valores de.

    2. Grafique la demanda total de este bien público sumando las demandas verticalmente, especificando el valor numérico de cada intercepción.

    3. Que el costo marginal de proveer el bien sea de $5 por unidad. Ilustrar gráficamente la oferta eficiente del bien público () en esta economía.

    4. Ilustrar gráficamente el área que representa el valor total para los consumidores de la cantidad.

    EJERCICIO 14.2

    En el Ejercicio 14.1, supongamos que un nuevo ciudadano se incorpora a la economía, y su demanda por el bien público viene dada por P =10— (5/12) Q.

    1. Agregue la curva de demanda de este individuo al gráfico para la pregunta anterior y grafique la nueva curva de demanda total, especificando los valores de intercepción.

    2. Ilustra el área en tu gráfica que representa el nuevo valor total a los tres ciudadanos de la cantidad óptima suministrada.

    3. Ilustrar gráficamente el valor neto para la sociedad de lo nuevo — el valor total menos el costo total.

    EJERCICIO 14.3

    Una industria que se caracteriza por una estructura de costos decreciente tiene una curva de demanda dada por P = 100— Q y la curva de ingresos marginales por MR = 100—2 Q. El costo marginal es MC =4, y el costo promedio es AC =4+188/ Q.

    1. Grafica esta estructura de costos y demanda. [Pista: Esta gráfica es similar a la Figura 14.2.]

    2. Ilustrar la producción eficiente y la producción monopolista para la industria.

    3. Ilustrar en la gráfica el precio que cobraría el monopolista si no estuviera regulado.

    EJERCICIO 14.4

    Opcional: En la Pregunta 14.3, supongamos que el gobierno decide regular el comportamiento del proveedor, en interés del consumidor.

    1. Ilustrar gráficamente el precio y la producción que surgirían si el proveedor estuviera regulado de manera que su precio permisible igualara el costo promedio.

    2. ¿Esto es mayor o menor que la producción eficiente?

    3. Calcular el AC y P que se cargarían con esta regulación.

    4. Ilustrar gráficamente la pérdida de peso muerto asociada al precio regulado y compararla con la pérdida de peso muerto bajo el monopolio.

    EJERCICIO 14.5

    Opcional: Como alternativa a regular al proveedor de tal manera que el precio cubra el costo total promedio, supongamos que se utilizó una tarifa de dos partes para generar ingresos. Este esquema implica cobrar al MC por cada unidad que se compra y además cobrar a cada comprador en el mercado un costo fijo que es independiente de la cantidad que compra. Si se suministra una producción eficiente en el mercado, ilustren gráficamente los ingresos totales a obtener del componente que cubre un precio por unidad del bien suministrado, y el componente que cubre el costo fijo.


    This page titled 14: Gobierno is shared under a CC BY-NC-SA 4.0 license and was authored, remixed, and/or curated by Douglas Curtis and Ian Irvine (Lyryx) via source content that was edited to the style and standards of the LibreTexts platform; a detailed edit history is available upon request.